Saltar al contenido

Alquimista

Un alquimista es una persona capaz de estudiar y practicar la alquimia. Como el oficio de la alquimia requiere una comprensión completa de la química, la física y la teoría alquímica antigua, los alquimistas están más cerca de los científicos que los magos, pero la habilidad de realizar la alquimia también está ligada a un talento inherente para manipular la materia y la energía, por lo que no todas las personas pueden convertirse en alquimistas competentes simplemente estudiando.

Las habilidades de los alquimistas son increíblemente prácticas y pueden ser aplicadas a la simple mejora de la vida normal en la forma de reparación rápida y relativamente fácil de objetos que ordinariamente toman una buena cantidad de tiempo y energía para arreglar.

Ser para el Pueblo

Los alquimistas son venerados como miembros productivos de la sociedad y tienen el concepto de “Ser para el Pueblo” como su credo no oficial. Este credo dicta que los alquimistas usan sus habilidades para el bien del público en lugar de para el beneficio personal o por razones políticas, un credo generalmente rechazado por los alquimistas que optan por las licencias del gobierno y la financiación como alquimistas nacionales.

A pesar de su obligación hacia el pueblo, los alquimistas también son cuidadosos de mantener los secretos de sus investigaciones fuera de las manos del público general para prevenir el abuso de ese conocimiento y poder por parte de aquellos con intenciones menos nobles. Como tal, los alquimistas generalmente mantienen sus notas de investigación codificadas para que solo ellos, u otros genios alquímicos de ideas afines, puedan entenderlas.

Alquimista nacional

Un alquimista nacional es un alquimista empleado por las Fuerzas Armadas del estado de Amestris como parte de un programa de élite del gobierno.

Aunque los alquimistas en general son venerados por la población, los alquimistas nacionales no lo son tanto por aquellos que no están completamente satisfechos con los tratos del gobierno actual. Como alquimistas que han dado la espalda al concepto de “Ser para el Pueblo” a cambio de la influencia del gobierno, a menudo se les llama “Perros del ejército“.

Como miembros de las fuerzas armadas, los Alquimistas nacionales están al tanto de los recursos alquímicos más avanzados, incluyendo el acceso exclusivo a los mejores materiales de investigación, así como a los laboratorios gubernamentales de última generación, y cada año se les otorga un considerable subsidio de investigación que puede ser puesto a cualquier propósito que un Alquimista nacional elija.

El Alquimista nacional tiene derecho al uso de amplios fondos de investigación, acceso sin restricciones a documentación clasificada, acceso a varias instalaciones gubernamentales, y un rango militar igual al de “comandante”.

A cambio de estos privilegios, se ordena a los Alquimistas nacionales que obedezcan tres restricciones básicas:

  • Obedecer a las Fuerzas Armadas: Como parte del sistema militar, los Alquimistas nacionales están sujetos a la jerarquía del gobierno y deben obedecer las órdenes de sus superiores, así como dedicarse por completo a la protección, avance y bienestar de la nación de Amestris como un todo. Sus habilidades deben ser usadas como una extensión del poder del gobierno en oposición a los medios hacia la ganancia individual o popular.
  • No Crear Oro: Aunque todos los alquimistas en la nación de Amestris están sujetos a esta ley para evitar que la economía nacional caiga en el caos, los Alquimistas nacionales están más presionados para mantener este estándar, debido a su posición bajo la vigilancia del gobierno, y están sujetos a cargos militares por su transgresión.
  • No Crear Humanos: La prohibición nacional de la Transmutación Humana, aunque también se aplica en el caso de todos los alquimistas de Amestris, está particularmente prohibida a los Alquimistas nacionales debido al hecho de que su acceso a notas y materiales de investigación avanzada hace que sea más probable que cualquiera que haga un intento realista de la ley prohibida sea empleado por el gobierno.

Para ser seleccionado como Alquimista del estado de Amestris, los candidatos deben someterse a un extenso proceso de examen que incluye un examen escrito que demuestre un alto nivel de aptitud en el campo, una evaluación psicológica para determinar si el candidato es lo suficientemente sensato para servir en una rama tan especializada de las fuerzas armadas y un examen práctico en el que el candidato demuestre a una junta militar si sus habilidades pueden o no ser utilizadas en situaciones del mundo real.

Al ser aceptados en el programa estatal de alquimia, a los candidatos se les otorga un certificado de logros especialmente impreso, marcado con un título simbólico decidido por el Führer, basado tanto en sus habilidades alquímicas únicas como en sus rasgos personales y de disposición.

Reloj de plata FMA

Además, a cada Alquimista nacional se le da un reloj de bolsillo de plata como prueba oficial de que es un alquimista del estado. Este reloj está grabado con el símbolo del programa Alquimista del Estado, el Dragón de Amestris circunscrito en un hexagrama (aunque ambas series de anime utilizan otra forma).

Aunque a los Alquimistas nacionales se les da más o menos licencia para actuar como les plazca dentro de su rango, cada uno debe presentar un informe de evaluación anual, detallando los resultados de su investigación durante el pasado año para probar que están usando el dinero y los recursos de su beca adecuadamente para garantizar la continuidad de su membresía en el programa.

Los alquimistas nacionales que no entregan un informe adecuado son puestos en un periodo de prueba durante un año y un segundo fracaso resulta en la revocación de su licencia gubernamental.

En realidad, el programa de Alquimistas nacionales es parte del plan de Padre que conduce al Día Prometido, un sistema para identificar y seleccionar candidatos para el Sacrificio Humano.

Alquimista
5 (100%) 1 vote
error: